Search
  • 1p315.org

El Cristiano y La Politica

Updated: Jul 14

Aqui en los Estados Unidos, estamos viviendo en tiempos caoticos. Gracias a la realidad de acceso a las noticias durante las 24 horas al dia, estamos expuestos a todo lo bueno, lo malo y lo feo que nuestra sociedad ofrece. A causa de esto, todos forman puntos de vista y muy a menudo la tendencia de sentir antagonismo hacia cualquiera que no comparte la perspectiva de uno. Si se agregan a esto las voces de comentaristas y politicos que simpatizan con nosotros o que nos antagonizan, se puede entender porque es tan facil tener un pais con tanta division y polarizacion como EEUU.

En medio de todo esto, surge la pregunta ¿Que papel debe de jugar el Cristiano en los asuntos politicos de la sociedad? Sin duda, entre mis hermanos y hermanas de la fe, existe una gran variedad de opiniones con respecto a esta pregunta. En este breve articulo, voy a presentar la perspectiva sobre la cual yo he decidido descansar. Reconozco que no todos van a compartir el mismo sentir y yo respeto eso.

En mi propia vida, he pasado por muchos cambios en cuanto a este tema. Durante una gran parte de mi vida yo seguí la politica de manera muy intensa. Siempre creía que solamente hacia falta un presidente Cristiano para corregir lo malo de nuestra nacion. Yo puse mucha fe en el poder de efectuar cambio atraves del proceso politico. Incluso, hubo momentos en que yo mismo entretuve la idea de entrar a la politica como candidato. Durante esa etapa de mi vida, no pude ver el error en todo eso. Para mi no hubo ninguna contradiccion entre ser Cristiano y el amor a la politica. Sin embargo, con el pasar de los años, yo llegué a otra conclusion.

Primero, a menos de que uno lee la Biblia atraves del lente de sus propias ideas, es imposible encontrar la justificación para el celo politico. En ningun momento se ve un caso en que Jesus promueve el concepto del involucramiento en la politica como un medio del avanze de su reino. A lo contrario, hizo bastante claro que su reino no es de este mundo.

Segundo, el proceso politico se trata de avanzar ideas o candidaturas por medio del antagonismo y muy a menudo la destruccion del lado opuesto. Si nuestro llamado es anunciar las buenas nuevas de Jesus al mundo entero, ¿Como podemos ganar el respeto del publico para que se oiga el evangelio si nosotros participamos en un proceso tan antagonista y sucio como la politica? ¿Será que el fin justifica los medios?¡ Definitivo que no!

Tercero, se destruye nuestro testimonio cuando nos aliamos de manera incondicional con candidatos cuyas vidas representan todo lo contrario de lo que nosotros afirmamos. ¿Será que su apoyo para nuestras causas justifica pasar por alto lo pecaminoso de su vida? De ninguna manera.

Finalmente, es inevitable que todos tenemos opiniones sobre asuntos terrenales como los impuestos, el cuidado medico, el ambiente, etc. Pero, con el fin de poder presentar el evangelio sin piedra de tropiezo , no es necesario divulgar esas opiniones al publico. No digo que no se puede tener opiniones ni mucho menos que no se puede votar. Lo que si estoy diciendo es que nunca debemos de dejar que nuestra perspectiva sobre asuntos pasajeros toman mas importancia que la proclamacion del evangelio.

En conclusion, aunque yo tengo ideas y opiniones sobre los asuntos politicos de los tiempos en que vivimos, he decidido hacer todo lo posible por dejar eso para placticas privadas con mi familia. Ya no estoy ligado con ningun partido y felizmente me declaro apolitico en cuanto a la expresion publica. En obediencia a las escrituras yo siempre quiero orar por todos nuestros lideres y someterme a las leyes de la tierra. Pero sobre todo, mi fidelidad es para otro reino que no es de este mundo.

Bendiciones

1p315.org



0 views
 

©2019 by 1p315.org. Proudly created with Wix.com